SKALARIAK. Segundo CD 99

0
672

SKALARIAK ENTREVISTA 1999

Antes muerto que vivir en pena, es una de las frases de Sólo vivir, tema incluido en el nuevo CD de Skalariak, y que define la actitud de los pamploneses; diversión y reivindicación. En Klub ska (Gor), su segundo larga duración, vuelven a proponernos diferentes ambientes para mover el esqueleto: ska festivo y bailón (Puto alcohol, Naturarekin bat – una de las dos canciones cantadas en euskera-, o la ya mencionada Sólo vivir), medios tiempos (Unios, En mi skarabajo rojo,…) o aproximaciones significativas al reggae (Huyes y sobre todo Neska reggae).

Juantxo Skalari, vocal de “la primera banda de ska de Iruñea”, respondió a nuestras inquietudes.

-Tras la grabación del primer CD hubo varios cambios en la formación. ¿Qué pasó?

 -Sucedió lo que pasa en los inicios de las bandas de muchos componentes, siempre hay unos que van y vienen porque tenemos el doble de problemas que cualquier grupo de rock. La base se mantiene desde los inicios y se puede decir que con la incorporación de Luisillo Kalandraka e Hiart Leitza el grupo esta estabilizado.

-¿Seguís manteniendo en directo la sección de vientos completa o funcionáis como sexteto?

-Aparte de Mario Memola al saxo nos acompañan en directo Kike y Ernesto (trombón y trompeta).Para hacer nuestra música es importante conservar una sección de vientos completa.

-Casi dos años después, ¿qué valoración hacéis del álbum de debut?

-Para nosotros ha sido un punto de partida más que aceptable. Quizás no supimos plasmar todo lo que llevábamos dentro aunque ese disco fue lo más bailado del 97 (sobre todo O, neure erri).Tuvo buenas criticas y los temas eran buenos pero le faltaba ese sonido potente que tiene el Klub ska.

-¿Qué más diferencias aporta el nuevo disco?

-Después de más de l00 conciertos en casi dos años, Skalariak cogió gran experiencia y compenetración, importantísimo en una formación tan numerosa. Así también se pudo preparar con más garantías la grabación. Nos ha dado tiempo de investigar en distintas ramas del ska para poder sacar ese primitivo jugo sesentero adecuándolo a los nuevos tiempos.

-Ante la escasez de bandas de ska, a menudo compartís escenario con grupos rockeros. ¿Cómo lo lleváis? ¿Y el público?

-Es una historia que solo sucede en Euskal Herrria, aunque nosotros no lo llevamos mal. Suele suceder que hay cambio de público, sobre todo en las primeras filas, pero es buena la variedad de estilos. Aunque escucharnos después de un grupo de thrash metal hace que parezcamos unas hermanitas de la caridad, como suele comentar, entre risas, nuestro técnico de sonido.

-¿Qué tal la experiencia de tocar en el extranjero?

-Si tocar fuera de Euskadi fue para nosotros una gran experiencia, sobre todo Catalunya pero también Madrid, Zaragoza o La Rioja, con un primer disco viajar a Francia te llena de satisfacción. En Burdeos tocamos como si estuviéramos en casa y en ciudades como Génova, Turín, Milán, Roma,… nos sorprendió la gran solidaridad que se respiraba con el pueblo vasco. El público estaba entregado antes de empezar porque les encanta el ska y más aún al saber de donde veníamos. Los músicos vascos tenemos bastante prestigio allá.

-¿Y lo de la campaña Bai Euskarari en El Sadar?

-Aquel día fue emocionante para Skalariak. Una fiesta en favor del euskera, en Iruñea y con El Sadar abarrotado ¡Qué gusto! Navarra dijo mucho ese día.

-En Euskadi, ¿notáis diferencia en cuanto al público según las zonas?

-En Gipuzkoa, normalmente, la gente siempre es un poco reacia a bailar aunque les encante el concierto. En Bizkaia hay bastante cultura skatalitika y en Iparralde bailan de cualquier manera. En Navarra son de los de lanzarse desde el escenario. De Araba poco conocemos.

-¿Habéis tenido alguna vez problemas con skins nazis en vuestros conciertos?

-En nuestros conciertos esta prohibida la entrada a nazis. Si viniesen, entonces, ellos tendrían problemas… ¡Bonehead no!

Texto: AITOR ZUBIZARRETA.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.