FEAR FACTORY (1999)

0
645

Meritorio llenazo el conseguido por los metálicos Fear Factory en su debut donostiarra. Un concierto sin una promoción exagerada, casi al margen de los grandes medios de comunicación (Los Factory no suenan en la radio ni de casualidad), pero que pese a todo consiguió colgar el cartel de “Entradas agotadas” en Anoeta. Una nueva muestra de fidelidad del público metalero, que esta vez, pareció estéticamente más plural que nunca.

También el triple cartel era abierto a otras tendencias, quizás demasiado, en vista del escaso calado logrado por los teloneros. Abrieron fiesta antes de tiempo los británicos Cubanate; technoindustrial radical y salvaje que parecía salido de alguna discoteca desmadrada. Machacones hasta decir basta.

Les siguieron los californianos Will Haven, que no pegaban ni con cola en el festival. Voluntarioso hardcore a toda pastilla sin demasiado nuevo que ofrecer.

Fear Factory salieron a escena con casi ¡media hora! de antelación respecto a la hora prevista. El estilísticamente rupturista cuarteto de Los Angeles, apoyado en directo por un colaborador encargado de los pregrabados y teclados, arrancó con sonido embarullado, que mejoraría después, con Shock y New Breed, y Burton C. Bell acaparando el mayor protagonismo de salida. El cantante domina a la perfección el truco de alternar el berrido gutural y death, con tramos en lo que entona limpio, sobrado de facultades. Cumplidores bajista y batería, aunque algo apático el segundo, sin hacer la actuación de su vida, y entregado sin limites el simpático y orondo guitarrista Dino Cazares -que terminaría descamisado y con sus muchisimos kilos de más al aire-, correteando de lado a lado, botando, y según avanzaba el show, erigiéndose en autentico maestro de ceremonias, agradeciendo constantemente en un perfecto castellano el fervor de la masa.

Edgecrusher, Smasher Devourer, Self Bias Resistor o Pisschrist reinventan el metal extremo: pocos unen tralla y tecnología de manera tan aplastante y actual. Descent calma el ambiente y Resurrection precede al desmadrado único bis, con los integrantes de los tres grupos en escena, descorchando champan y abusando del oeoeoe futbolero. El cierre con los cuatro factorys a solas lo firman Demanufacture y Replica. Lastima que el concierto solo durara hora y cuarto.

Fecha: 27-XI-99.   Lugar: Polideportivo Anoeta. Donostia.   Intérpretes: Cubanate, Will Haven, Fear Factory.   Asistencia: Lleno, 3.500 personas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.